El turismo debe ser concebido más como ciencia que como actividad económica

VII Semana Latinoamericana y Caribeña en la Simón

Rina Pérez Barito / Sede del Litoral.-

En la primera jornada de la VII Semana Latinoamericana y Caribeña en la Simón, que comenzó el lunes 23 de abril en la Sede del Litoral, se trataron temas enmarcados en los Desafíos de la educación e imaginarios contemporáneos.

La profesora Nohemy Moya, en su presentación denominada La formación universitaria en turismo para los procesos de integración sociocultural en Venezuela, planteó la necesidad de concebir el turismo como una ciencia y no solo como una actividad económica, pues afirma que este requiere estar sometido a un proceso continuo de producción y validación, e interrelación con otras áreas del conocimiento.

Este planteamiento fue desarrollado por Moya en un trabajo de investigación que tuvo como objetivo general, “generar constructos teóricos sobre la formación universitaria en turismo para los procesos de integración sociocultural en Venezuela”, basándose en la teoría sociocultural de Lev Vigotsky: El desarrollo de los humanos únicamente puede explicarse en términos de interacción social.

Moya destacó que esta investigación le demostró que existe la necesidad de mejorar la cientificidad de los procesos formativos en turismo, desde una perspectiva más amplia, desde un nuevo paradigma que ponga de relieve el beneficio del forjamiento de la identidad cultural, del sentido de pertenencia y, como consecuencia de estos, el aumento de la satisfacción de los habitantes de la nación.

Concluyó que es indispensable centrarse en las metodologías y estrategias de enseñanza para crear las condiciones óptimas, que motiven y generen en el docente la curiosidad y el interés por la investigación y el análisis.

Otros ponentes de la jornada destacaron la necesidad de fortalecer los contenidos programáticos, planes y estrategias de estudio, e incorporar las tecnologías digitales disponibles de cara a los nuevos desafíos de la educación universitaria, además de impulsar desde sus espacios, el rescate de valores que se encuentran amenazados por la descomposición social y trasgresión de las normas en los aspectos más fundamentales de la vida de los individuos.

Share