Advierten del peligro de intervención de las universidades por sentencia del TSJ

Manuel Rachadell, profesor de la UCV.

Foro La República se juega en la batalla por la Universidad se realizó en la USB

Elsa Pilato / Departamento de Información y Medios USB.-

La Universidad venezolana está a las puertas de una intervención, y se requiere la movilización de todos los sectores universitarios para hacerle frente a este peligro porque “sin Universidad, no hay República”, de acuerdo con los expertos que conforman la Cátedra de Derecho Constitucional de la Universidad Central de Venezuela.

En el foro La República se juega en la batalla por la Universidad, realizado este jueves en la USB, los profesores Manuel Rachadell, Leonel Alfonso Ferrer, Julio César Fernández y Nelson Chitty La Roche expusieron los alcances e impactos de la sentencia 324 del Tribunal Supremo de Justicia, emitida el 27 de agosto de este año, que obliga a las universidades a realizar elecciones de autoridades en un plazo de seis meses, en condiciones adversas y que no cumplen con lo establecido en la Constitución y la Ley de Universidades, según dijeron los ponentes.

Manuel Rachadell, doctor en Derecho y exconsultor jurídico de la UCV, explicó que la sentencia de la Sala Constitucional del TSJ establece que si no se realizan elecciones en un plazo de seis meses, los cargos rectorales se declararán vacantes y el Consejo Nacional de Universidades (CNU) procederá a nombrar a las nuevas autoridades. Incluso la Sala Constitucional podría hacerlo en lugar del CNU mediante una medida cautelar, señaló.

Leonel Alfonso Ferrer, profesor de la UCV.

Leonel Alfonso Ferrer, abogado constitucionalista y profesor universitario, afirmó que con la sentencia se busca tomar posesión de las universidades. “La finalidad es política, para acabar con uno de los pocos reductos de pensamiento plural y libre que quedan en el país”.

Si esto sucede, enfatizó, “la libertad de cátedra desaparecerá, habrá temas que no se podrán tratar ni estudiar, se modificarán los programas de las carreras”.

Para Ferrer, la sentencia 324 “desvirtúa el concepto de democracia, desnaturaliza el concepto de igualdad”, reduciendo el proceso electoral universitario a un simple acto de votación controlado.

Por su parte, Julio César Fernández, profesor de Derecho Constitucional de la UCV, advirtió que “está en puertas la intervención de la Universidad tal como la conocemos: libre, plural y democrática, para convertirla en una especie de máquina de reproducción ideológica de una élite dominante de tendencia totalitaria”.

La Universidad, señaló, es uno de los tres espacios que aún resisten en Venezuela junto con la Asamblea Nacional y los colegios profesionales y sindicatos.

Destacó que la decisión del TSJ no es casual, “es producto de un proceso político – social inteligentemente diseñado y desarrollado desde hace tiempo de forma sistemática, continua y disciplinada”.

Julio César Fernández, profesor de la UCV.

Fernández indicó asimismo que ya trascendió públicamente el plan del Ministerio de Educación Universitaria de “cambiar todos los programas de las carreras para adaptarlos al Plan de la Patria y al socialismo del siglo XXI”.

¿Qué deben hacer las universidades?

El profesor ucevista Nelson Chitty La Roche expresó que la Universidad venezolana “está agonizando, está muriendo”, y esta situación es producto de una estrategia “para la instauración definitiva del Estado ideológico, donde la libertad y la democracia no son importantes”.

Destacó que “está en juego la República, es el momento más difícil que la República ha vivido en mucho tiempo”. “Tenemos que dar la batalla por la Universidad centrados en la necesidad de empatizar con todos los sectores que la conforman. Si no cumplimos con el plazo establecido, tendremos una universidad que no es universidad, como tenemos un país con una Constitución pero que está completamente ‘desconstitucionalizado’”.

Para Rachadell, la estrategia de las universidades tiene que basarse en la unidad y la protesta pacífica y organizada, y no debe limitarse el debate sobre si ir a elecciones con las condiciones impuestas o no hacer las elecciones. “No es un problema que vamos a resolver electoralmente, porque al final el gobierno será quien decida qué va a pasar o no va a pasar. Mi opinión es que el gobierno no irá a elecciones porque a pesar de toda la desmotivación existente, le teme a las universidades. Además, las condiciones y el plazo que impuso son imposibles de cumplir para las universidades”.

Rachadell afirmó que “nuestro objetivo no tiene que ser únicamente ganar la batalla por la Universidad, sino salvar la República”.

En este sentido, Ferrer afirmó que el gobierno cuenta con la desmovilización y desmotivación del sector universitario, y la poca capacidad de reacción que esto produce. “Es necesario organizarnos en el marco de la Constitución para defender la Universidad, todas las universidades, las privadas también porque luego de caer las públicas, irán por las privadas”.

Nelson Chitty La Roche, profesor de la UCV.

Destacó que “nadie en las universidades le teme a las elecciones, pero queremos ir a elecciones conforme a la Constitución y a la Ley de Universidades”.

Esta actividad, que contó con la moderación del profesor Luis Buttó, coordinador del postgrado en Ciencia Política, fue organizada por la Asesoría Jurídica con el apoyo de la Dirección de Asuntos Públicos de la USB, la Asociación de Profesores (Apusb), Federación de Centros de Estudiantes (Fceusb) y el profesor Nelson Lope Bello, promotor de la creación del Centro de Derechos Humanos de la USB.

Fotos: Javier Perozo

Share