Uesebistas del Litoral celebraron la paradura del Niño

El niño Dios en Dede

Rina Pérez Barito / Sede del Litoral.-

Con mucha alegría y devoción, los uesebistas realizaron ayer la tradicional “Paradura del Niño”.

Este Niño Jesús es muy especial para los uesebistas del Litoral, pues lo consideran símbolo de vida y lucha en esta institución, ya que esa figura de yeso fue la única que resistió los embates de la tragedia del año 1999.

Lo especial y mágico que envuelve esta historia, radica en que esta figura era parte del pesebre que pertenecía a la Coordinación de Extensión que para el año de la tragedia, se encontraba ubicada en el piso 1 del edificio 8 de la antigua sede. Lo que para muchos representó un milagro, es que esta figura fue encontrada casi intacta, por un trabajador de la universidad, en las inmediaciones del Trapiche. Desde allí, año tras año los uesebistas agradecen al Niño Dios, por la vida, el renacer y las bendiciones constantes. 

Al son de la parranda, se inició el recorrido en la Casa Colonial, transitó por la Biblioteca, el Edificio de Aulas, Comedor y culminó en la Plaza Cubierta, donde el profesor Alberto Armengol, director de la Sede, expresó su agradecimiento por este acto e instó a la comunidad universitaria a continuar con esa tradición que tanto los une, pues expresiones como esta caracterizan a esta casa de estudios y a su gente. Gracias a esa fraternidad es que la Sede del Litoral ha salido adelante luego de tantas vicisitudes, resaltó.

Estudiantes y trabajadores agradecieron al Niño Dios por los logros obtenidos y las metas alcanzadas durante todo el año 2012 y le pidieron que continúe guiando los caminos de la universidad, de su personal, sus autoridades y los estudiantes que ingresan a ella.

Para culminar la actividad, la Sección de Cultura entregó reconocimientos a las personas que colaboraron en la realización del evento.

Fotos: Jhonny Castro

Share