Deficiencias de servicios y conectividad afectan la Sede del Litoral

La crisis de los servicios de electricidad y agua potable, más las deficiencias presupuestarias para cubrir las deudas del transporte universitario y la carencia de insumos para ofrecer el servicio de comedor completo, están afectando a la USB Litoral, de acuerdo con un informe del Equipo Directivo de la sede.

La sede, como todo el país, sufre las consecuencias de la crisis del Sistema Eléctrico Nacional, que se evidencia en el funcionamiento de los servicios que presta a la comunidad uesebista y a la población en general.

Igualmente, padece una severa crisis de agua desde marzo de 2018, lo que ha obligado a aplicar medidas de racionamiento. “Gracias a las acciones realizadas por el Centro de Estudiantes de la Sede del Litoral, se logró consolidar un hilo comunicacional con la Gerencia de Acueductos del Estado Vargas que contó con el apoyo de la Gobernación, con el fin de establecer medidas para el suministro que han permitido mejorar la administración interna en el abastecimiento, almacenamiento y consumo interno con los racionamientos correspondientes”.

En cuanto a los servicios universitarios, el transporte funcionará hasta este viernes si no llegan los recursos para el pago de la deuda que mantiene la USB con las empresas contratistas, mientras que el servicio de comedor estudiantil solo está ofreciendo el almuerzo por carecer de los insumos necesarios para cubrir desayuno y cena. “El déficit de insumos, que por instrucciones del Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria solo pueden ser dotados por ellos, no cubre la carga calórica necesaria; sin embargo, se atiende a la comunidad estudiantil de la mejor manera posible y con las medidas nutricionales mínimas. Continuamos realizando las gestiones correspondientes que permitan retomar la calidad del servicio estudiantil de acuerdo a nuestros estándares”.

Con respecto a los servicios de red, la sede no cuenta en estos momentos con servicio de comunicaciones en voz y data, perjudicando la interconexión y el acceso a las diferentes aplicaciones para el desarrollo de las labores de Docencia, Investigación y Extensión, además de obstaculizar el normal funcionamiento en los sistemas de Control de Estudios, Biblioteca, Servicios Estudiantiles, Gestión del Capital Humano, Seguridad Integral, Servicios, Finanzas y su conexión con la Sede de Sartenejas. “A pesar de que las fallas del servicio recibido por la empresa Movistar tienden a ser temporales, han sido frecuentes las averías y se han analizado otras alternativas que permitan evitar dichos problemas en las comunicaciones”.

Otro de los problemas que enfrenta la sede es la paralización desde enero del sistema central de aire acondicionado. La Dirección de Planta Física y el Vicerrectorado Administrativo continúan gestionando los recursos financieros para la adquisición de los repuestos y materiales necesarios para la puesta en funcionamiento del sistema.

Share